ACTUALIDAD ARTÍCULOS

CREACIÓN, BIENESTAR ANIMAL Y SER HUMANO

El Génesis narra los orígenes del mundo y de la humanidad. En este libro sagrado se explica cómo, a la orden de Dios, los seres cobran existencia en un orden que finaliza con el ser humano, imagen de Dios y culmen de la Creación (Génesis, 1, 1-31), materializando la Noosfera de Pierre Teilhard de Chardin. En todo el relato bíblico no aparece nada que haga pensar que el ser humano pueda maltratar a los animales o matarlos por capricho o diversión. El tema del bienestar animal preocupa cada vez más a las personas a lo largo de todo el mundo. La Unión Europea tiene una de las legislaciones más avanzadas al respecto. El Papa Francisco, en la Carta Encíclica Laudato Si´ sobre el cuidado de la casa común, de 2015, nos muestra un planeta con una humanidad que debe respetarse a sí misma y también al resto de los seres vivos. El concepto de bienestar animal es definido por la Organización Mundial de Sanidad Animal como “el estado físico y mental de un animal en relación con las condiciones en las que vive y muere”. Una parte esencial de la defensa del bienestar animal se ha basado en la consideración de los animales no humanos como seres sintientes, al igual que el ser humano. La sintiencia es la capacidad que tiene un ser vivo de sentir emociones, dolor, bienestar, etc., y de percibir de manera subjetiva su entorno y sus experiencias vitales. Desde un enfoque sensocentrista se plantea que ser sintiente debe ser el criterio a la hora de juzgar a qué seres se debe prestar consideración moral (se puede consultar en WIKIPEDIA con una interesante bibliografía). El sensocentrismo es diferente del antropocentrismo que impregna el mundo actual, y se ha definido el especismo antropocéntrico, como el que centra su atención en el ser humano mostrando una opción discriminadora de las otras especies animales, lo que favorece el maltrato animal. El especismo expresa la discriminación de quienes no pertenecen a una cierta especie, es otra forma de rechazo de lo diferente, muy común hoy. Numerosos estudios muestran los beneficios psicológicos del acompañamiento que nos brindan los animales. E.W. Wilson, utilizando el concepto original de Erich Fromm de Biofilia, nos plantea los beneficios para nuestra salud y felicidad del contacto con los animales, especialmente si los vemos como seres sintientes con los que compartir emociones y sentimientos.

La ética animal trata cómo y por qué deberíamos tener en cuenta a los animales no humanos en nuestras decisiones morales (www.animal-ethics.org). Nadie duda de que la sintienza es una capacidad del ser humano, pero desde muy antiguo se visualiza también como una capacidad de los animales. Es bueno consultar los escritos de Aristóteles, por ejemplo, Investigación sobre los animales. Ysis Vélez en 2018 ha escrito al respecto (La concepción de los animales) expresando que “el estudio de los animales bajo la óptica aristotélica nos permite hacer una conexión entre la ética y la biología, estableciendo relaciones de consideración moral hacia los animales, mostrando avances de la reflexión antigua para el posible reconocimiento e inclusión de los animales en una comunidad moral”. Así ha surgido la bioética animal, como conjunto de normas éticas que regulan el comportamiento y las relaciones del ser humano con los animales. Fabiola Leyton Donoso, en 2014, presentó una Tesis Doctoral al respecto titulada Bioética frente a los derechos animales: tensión en las fronteras de la filosofía moral, Universitat de Barcelona, donde concluye quees un duro ejercicio explorar las posibilidades de superar nuestro antropocentrismo moral para desarrollar una ética que se abra a otros seres vivos con los que compartimos el planeta”. En el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea, de 2010, artículo 13, se manifiesta que “La Unión y los Estados miembros tendrán plenamente en cuenta las exigencias en materia de bienestar de los animales como seres sensibles”. Sin embargo, añade el artículo “respetando al mismo tiempo las disposiciones legales o administrativas y las costumbres de los Estados miembros relativas, en particular, a ritos religiosos, tradiciones culturales y patrimonio regional”. Lo cual deja abierta la posibilidad de limitar el derecho de los animales no humanos a alcanzar el debido bienestar, cuando no el maltrato y la muerte.

España está avanzando en la protección del derecho de los animales. La Ley 17/2021, de 15 de diciembre, de modificación del Código Civil, la Ley Hipotecaria y la Ley de Enjuiciamiento Civil, sobre el régimen jurídico de los animales. El nuevo ordenamiento establece que la naturaleza de los animales es distinta de la naturaleza de las cosas o bienes. Los animales dejan de ser cosas a efectos jurídicos.  La reforma adecúa el Código Civil a la verdadera naturaleza de los animales, y también a la naturaleza de las relaciones, particularmente las de convivencia, que se establecen entre estos y los seres humanos. Se introducen en relación con las crisis matrimoniales preceptos destinados a concretar el régimen de convivencia y cuidado de los animales de compañía, disposiciones en materia de sucesiones, relativas al destino de los animales en caso de fallecimiento de su propietario, limitaciones a la guarda y custodia en casos de antecedentes por maltrato animal. Se modifica el artículo 111 de la Ley Hipotecaria, prohibiendo el pacto de extensión de la hipoteca a los animales de compañía. Finalmente, indicar que se modifica el artículo 605 de la Ley 1/2000, de 7 de enero, de Enjuiciamiento Civil, para declarar absolutamente inembargables a los animales de compañía en atención al especial vínculo de afecto que les liga con la familia con la que conviven.

Resulta importante el Anteproyecto de Ley de protección y derechos de los animales, en debate parlamentario desde 2011, elaborada por la Dirección General de Derechos de los Animales del Gobierno de España. Un verdadero avance en relación con el bienestar animal y el papel del ser humano, en el que hay que seguir profundizando. La ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030, Ione Belarra, y el director general de Derechos de los Animales, Sergio García, se han reunido con numerosos colectivos que reclaman la aprobación urgente de la ley. La motivación del anteproyecto emana de la creciente sensibilización de la ciudadanía ante la necesidad de garantizar la protección de los animales, particularmente de los animales que viven en la ciudad. También por el hecho de que las comunidades autónomas y los ayuntamientos se han hecho eco de la necesidad de avanzar en normativas que avancen en la protección de los animales, su bienestar y el rechazo ante situaciones de maltrato hacia los mismos. La ley tiene por objeto establecer un marco común en todo el territorio español para la protección, garantía de los derechos y defensa de los animales que viven en el entorno humano, especialmente los de compañía, domésticos, domesticados o silvestres en cautividad, previniendo el alto grado de abandono de animales. Regula el uso de animales en actividades culturales y festivas, estableciendo unas condiciones acordes a su dignidad como seres sensibles. El artículo 5 del Anteproyecto se dedica a “Animales urbanos”. Así, “se prohíbe el sacrificio de animales urbanos, salvo que esté justificado técnica y científicamente por motivos de sanidad animal, salud pública, seguridad o medioambientales”. También que “toda especie que haya sido comercializada como compañía y se incluya en el catálogo nacional de especies invasoras contará con un plan municipal de prevención y control para evitar el daño a la biodiversidad. Estos planes deberán usar métodos no letales”. Finalmente, resaltar que “la administración local o en su defecto, la autonómica, tiene la obligación de atender en centros especializados a los animales urbanos, cualquiera que sea su tipo, heridos, enfermos o en situación de riesgo, para, de ser posible, reintegrarse a su medio tras ser atendidos y recuperados”. Este artículo del Anteproyecto deja clara la inconveniencia de eliminar especies, como cotorra de Kramer o cotorra Gris Argentina, utilizando carabinas o por cualquier otro método, aunque esté ajustado a la normativa vigente, sin los debidos estudios científicos justificativos referidos a su necesidad de control. Debemos respetar y proteger el conjunto de la biodiversidad contemplando su evolución conjunta en el ámbito de las ciudades.

En el marco evolutivo de la casa común, la idea del vínculo entre los seres humanos y el resto de los animales se refiere a nuestra conexión ineludible con las otras formas de vida y cómo ser conscientes de ello y actuar conciliando las múltiples necesidades de las especies hace posible la construcción de un mundo que compartimos desde el origen de la vida.

La Asociación para el Vínculo Humano-Animal (AVHA), representado por María José Acosta, es una organización de carácter antiespecista, que profundiza en el tema, enfocada en motivar cambios en nuestra relación con el resto de animales, poniendo en cuestión los prejuicios que la especie humana mantiene sobre el resto de formas de vida, aprendidos durante siglos de dominación del paradigma antropocéntrico, señalando lo deformado de nuestra perspectiva sobre nosotros mismos, y cómo eso ha generado una sociedad que nos lleva a los límites de la extinción y el sufrimiento que causamos a las demás especies. Todos los que convivimos o hemos convivido con animales en nuestro hogar sabemos las relaciones de afecto mutuo que se establecen, formando parte de la familia en un marco de sintiencia compartida. (http://asociacionvinculohumanoanimal.blogspot.com/). Tenemos que comprender en el marco de la casa común que somos un todo y que los animales tienen sentimientos que manifiestan entre ellos y también con nosotros.

Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más Información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close